Desarrollan sistema que permite monitorizar el grado de estrés